Rescato de la revista digital de reciente creación “El asombrario” esta bonita historia sobre cómo un fotógrafo francés se armó de valor y salió a caminar por las calles de una enorme ciudad golpeada por un huracán y sin luz, a fotografiar lo oscuro.

http://wp.me/p2XTpd-6Z

Anuncios